Paraguay cerró el mes de febrero con una inflación del 0,3 %, por debajo del 0,9 % registrado en el mismo periodo del 2017, según los datos difundidos hoy por el Banco Central del Paraguay (BCP). La tasa de inflación interanual se situó en el 4,1 %, unas décimas menos del 4,7 % observado en enero del año pasado. El BCP explicó en su comunicado que estos resultados del Índice de Precios al Consumidor (IPC) durante febrero se debieron a los incrementos de precios registrados en el transporte y en los servicios relacionados a la educación, en relación con el inicio del año escolar en Paraguay.

Estos gastos en el sector educativo registraron aumentos en las matrículas y mensualidades de los niveles preescolar, primario, secundario y universitario. Asimismo, subieron los precios de algunos bienes y servicios relacionados con la educación como los libros, útiles escolares, uniformes y transporte escolar. En el apartado de transportes, se destacan los incrementos de precios del pasaje urbano y del combustible. También tiene influencia en este apartado el incremento de los precios del billete del transporte público, que se implementó a mitad del mes de enero y cuya incidencia completa en los registros de febrero.

El sector alimenticio experimentó reducción en sus precios, especialmente en los cortes de carne vacuna por las reducciones de precios verificadas en el vacío y la costilla. Algunos sustitutos de la carne vacuna también observaron disminuciones de precios, como las registradas en carne de aves, menudencias vacunas, embutidos y carne de pescado. También los lácteos registraron reducciones de precios como consecuencia de la muy buena producción de leche cruda debido al buen desarrollo de las pasturas que ayuda al incremento de la producción lechera. El sector servicios registró alzas en los precios de alquiler de vivienda, atención odontológica, servicios de laboratorio, servicio hospitalario, pasaje aéreo, paquetes turísticos al interior, servicio de cuidado personal y servicio de sepelio, entre otros.

Los bienes duraderos de origen importado vieron descensos de precios en vehículos y en los electrodomésticos para el hogar, comportamiento concomitante con la leve apreciación del guaraní respecto al dólar norteamericano. Paraguay cerró 2017 con una inflación del 4,5 %, por encima del 3,9 % registrado en 2016 y superior también al objetivo del 4 % marcado por el BCP para este ejercicio. El organismo bancario paraguayo estimó a mediados de diciembre que la economía del país crecerá un 4,5 % en 2018, impulsada por la recuperación de la agricultura y por sectores no tradicionales. Esta mejora de la economía paraguaya irá acompañada de un tasa de inflación estimada en el 4 % para este año según las perspectivas.